Sanitas

    Te llamamos gratis

    Llamar a Sanitas Enviar email a Sanitas

    ¿Es mejor un seguro médico con copago o sin copago?

    ¿Qué es mejor: un seguro médico con copago o sin copago? ¿Tienes dudas sobre cuál es el mejor para ti? Contratar un seguro médico privado es una gran decisión: obtendrás la tranquilidad de poner tu salud y la de tus seres queridos en las manos de los mejores profesionales.

    Otro de los beneficios de un seguro de salud privado es obtener asistencia médica de forma rápida y con fácil acceso. En ocasiones, el sistema sanitario público puede presentar largas listas de espera, y en términos de salud, lo ideal es conseguir la atención que mereces lo antes posible.

    Veamos a continuación qué diferencias hay entre un seguro médico con copago y uno sin copago para que puedas tomar la decisión más adecuada para ti.

    ¿Qué es el copago en un seguro de salud?

    El copago en seguros de salud es una pequeña cantidad extra que se debe pagar al hacer uso de un servicio médico, en determinadas pólizas. Esta cantidad es adicional a la prima mensual, elegir un seguro con copagos o sin copagos afecta a la prima que pagarás mensualmente, puedes elegir un seguro totalmente sin copagos, con un copago bajo con la ventaja de contar con los primeros servicios sin coste cada año y el resto de servicios con un copago reducido o contratar un seguro con un copago medio y progresivo en función del uso que hagas de la póliza.

     El copago es una cantidad de dinero que se debe pagar al hacer uso del servicio médico. Es decir, la aseguradora pondrá una parte y el usuario cubrirá otra parte del pago. Este importe siempre variará del tipo de contrato que se haya realizado.

    >  Blefaroplastia y sus cicatrices. ¿Cómo cuidarlas?

    Se añadirá como importe adicional al siguiente mes, incluido en el precio de la prima. Pagarás una cuota fija mensual, a la que también se incluye el importe por cada vez que se recurra al servicio médico, todo dependiendo del tipo de servicio del que se trate.

    Existen distintos tipos:

    ¿Para quién es el seguro médico privado con copago?

    El seguro de salud privado con copago es una alternativa para aquellas personas que no acudan al médico habitualmente y busquen reducir su cuota mensual. De esta forma, ahorrarás sabiendo que estás pagando por el uso justo que realizas de tu seguro médico.

    Los tres tipos de copago te permiten ajustarlo a tu medida en función a tus necesidades. El seguro con copago alto será ideal en el caso de que vayas al médico con muy poca frecuencia y quieras pagar una prima mucho más baja. A medida que incremente el uso de tu póliza, podrá interesarte más o menos pasar a un seguro con copago bajo o directamente pasar al sin copago.

    Sin copago, ¿qué significa?

    Contratar un seguro médico sin copago implicará pagar una cuota fija cada mes, y esta no variará sin importar el número de actos médicos que se lleven a cabo o las veces que se acuda al especialista.

    >  Eliminación y tratamiento de varices ¿láser o microespuma?

    Como podrás comprobar, esta es una alternativa más cómoda y económica para aquellas personas que hagan un uso más frecuente de su servicio de salud. También les permitirá disfrutar de una mayor tranquilidad, ya que saben con certeza cuál es la prima que deben pagar cada mes.

    Seguro médico con copago o sin copago: ¿qué es lo que más te interesa?

    Elegir entre un seguro médico con copago o sin copago dependerá de tus necesidades. Debes tener en cuenta que el copago requerido en cada tipo de aseguradora puede variar entre 0 € hasta 100 €, por lo que te recomendamos que estudies bien las condiciones que te ofrecen para que sepas calcular la opción más rentable para ti.

    Uno de los grandes beneficios de Sanitas Contrata son nuestras tarifas. Nuestro copago más alto es de 20 €, haciéndolo perfecto para personas que precisen de servicios de alta frecuentación.

    Además, los tipos de planes que ofrecemos son distintos. Aquí te los mostramos:

    Estos son los productos que podrás disfrutar con su copago correspondiente:

    >  Periodo de carencia en los seguros de salud de Sanitas: ¿qué es?

    * 10 sesiones de fisioterapia, 30 días para oxigenoterapia, 30 días para bpap y cpap, 15 días para aerosol, 15 sesiones de ventiloterapia, y un modulo de preparación al parto.

    *15 sesiones de fisioterapia, 15 sesiones de ventiloterapia, 30 días para oxigenoterapia, 30 días para bpap y cpap y 15 días para aerosol, y un módulo de preparación al parto.

    En conclusión, si planteas hacer un uso asiduo de tu seguro médico, y acudir a la consulta de un especialista con frecuencia, sin duda la mejor alternativa para ti será un seguro médico sin copago.

    Si, por el contrario, quieres contratar un seguro de salud privado solo por precaución y no tienes pensado recurrir a él más de dos o tres veces al año, te recomendamos que optes por el tipo de copago más ajustado a tu presupuesto.

    Desde Sanitas ofrecemos una gran variedad de alternativas para ajustar tu póliza a tus necesidades. Si estás dudando sobre si contratar un seguro médico de copago o sin copago, solo tienes que revisar nuestros planes para particulares y ponerte en contacto con nosotros para que podamos asesorarte.

    ©2021 Agencia 15234, Of. C. Villalba | Aviso legal | Política de privacidad | Política de cookies